lunes, 22 de febrero de 2016

Mujeres de avanzada, mujeres resilientes.

ADA MARÍA ELFLEIN – Buenos Aires, 22/02/1880 – 24/07/1919

Considerada precursora de la literatura infantil argentina. Formada en una sólida tradición cultural, dedicó su vida a las dos disciplinas que la apasionaban: la docencia y la literatura. Escribió para los niños cuentos plenos de imágenes bellas y delicadas.
Luchadora incansable, severa autocrítica, viajó por nuestro país con el propósito de observar al hombre y sus paisajes. De esta experiencia surgieron cuentos cuyos protagonistas eran indios, negros, esclavos y animales.
Exploró las tradiciones, combinó lo histórico con lo pedagógico e influyó notablemente en la formación de conductas infantiles.
La escuela N° 10 del Consejo Escolar 18, varias bibliotecas y calles de nuestro país llevan su nombre.

http://www.academiaperiodismo.org.ar/sillones/Adamaria.htm


Fue una de las primeras egresadas del Colegio Nacional de Buenos Aires, como maestra y bachiller. Estudió varios idiomas, fue traductora para el Presidente argentino Bartolomé Mitre y maestra de los hijos de Vicente Fidel López, historiador, abogado y político destacado, quienes influyeron en su formación de escritora. Se incorporó como periodista a la redacción del diario La Prensa, en cuyo folletín dominical publicó, a partir del 30 de abril de 1905 y durante quince años, sus relatos de corte histórico y tradicionalista. Cuenta con más de 2000 artículos y 300 cuentos. Miembro de la Academia Nacional de Periodismo. Sus viajes por Argentina en expediciones dirigidas por Francisco P. Moreno, científico, naturalista, político, geógrafo brillante, enriquecieron su literatura mediante la observación de la geografía, el paisaje, el hombre y sus costumbres; pero minaron su salud hasta su declinación definitiva.

Es una de las pioneras de la Literatura Infantil en Argentina, con sus cuentos y leyendas que se convirtieron en clásicos de la infancia en una etapa en la que la literatura era considerada un factor importante para la formación de las nuevas generaciones, en consonancia con lo cual, sus relatos apelan a la historia y al folklore, así como a los valores cívicos y morales, en equilibrio con lo estético.

Las historias de Ada María Elflein, algunas de una sutil ternura, otras hondamente trágicas, creadas en un estilo coloquial, sin dejar de ser literarias, evidencian el interés por lo anecdótico y nos permiten descubrir cómo se actuaba y se pensaba en el pasado, actuar y sentir con los que, es posible, no solo identificarse, sino que ayudan a una mejor comprensión de los otros y de nosotros mismos. En esas historias fusionó su fina percepción psicológica, sus experiencias viajeras y los elementos de las dos corrientes polémicas de la época: la crítica objetiva y la historia de raigambre tradicional (Pardo Belgrano 2009, 4).


Relatos como “La cadenita de oro” o “El mensajero de San Martín” forman parte de los recuerdos de infancia de varias generaciones. Su rica producción literaria abarca Leyendas argentinas (1906), su obra más difundida; Del pasado (1910); Cuentos de la Argentina (1911); Tierra Santa (1912); Paisajes cordilleranos (1917); La partida (1918) y las publicaciones póstumas, Por campos históricos (1926) y De tierra adentro (1961).

http://bolsillitos.blogspot.com.ar/2015/02/ada-maria-elflein-buenos-aires-22021880.html


Imágenes Resilientes.
http://imagenesresilientes.blogspot.com.ar/




1 comentario: